Isán Díaz Está Decidido a Plantarse en las Mayores

La experiencia de estar en su terceros campos primaverales de las Mayores le dio a Isán Díaz cierto aire de certeza, de que conocía lo que allí le esperaba. Pero no demasiado, solo lo suficiente. Sabía que tenía que llegar a ganarse la posición.

Tras el debut del boricua el pasado año con los Marlins de Miami, y la salida del intermedista regular de la novena, Starlin Castro, vía la agencia libre, lo lógico es pensar que le entregaron en bandeja de plata la posición a Díaz.

“Ciertas cosas pasan en este deporte, y cuando eso sucedió pensé que era para mí (la posición). Pero hay que salir y tratar de hacer el trabajo diario. Lo único que puedo controlar es lo que hago en medio de las líneas, y para eso me preparé”, dijo el intermedista de 23 años.

“Obviamente hay que ganarse la posición. Pero venir a Spring Training con coaches que tienen un nivel, que ya te conocen y tú los conoces, y saben lo que tú necesitas mejorar, te hace sentir más confiado, más cómodo”, agregó Díaz.

En su opinión, lo más importante es que siente fuerte, saludable, en los entrenamientos este año. Y eso se debe a que durante el invierno no jugó en la pelota invernal boricua con los Gigantes de Carolina y se quedó en el complejo del equipo en Florida entrenando como nunca.

«Obviamente hay que ganarse la posición. Pero venir a Spring Training con coaches que tienen un nivel, que ya te conocen y tú los conoces, y saben lo que tú necesitas mejorar, te hace sentir más confiado, más cómodo» -Isán Díaz / Pelotero

Fueron días bien largos y duros, confesó, pero dijo que no era un entrenamiento normal en su carrera: estaba preparándose para jugar en Grandes Ligas.

“Ya que uno tuvo una probadita, uno sabe lo que hay y te quieres quedar. Lo hice para tener más consistencia y para mostrarle al equipo que uno está listo y comprometido”, contó.

Díaz, que al momento de ser ascendido en agosto acumulaba 26 jonrones, 21 dobles, dos triples y promedio de .305 a nivel Triple A, no se pudo hacer justicia con el madero con los Marlins al conectar para .173 con cinco jonrones y cinco dobles en 49 juegos. Y a eso es que se refiere cuando menciona la consistencia.

“Hay jugadores que van a Spring Training pensando en dar 20 jonrones. Mi plan no es ese. El mío es ser más consistente (con el bate) y aprender a cómo prepararme mejor antes de los juegos con cositas que mejoran a un bateador. Estamos trabajando en desarrollar un plan de approach mental de cómo uno se maneja para tener un buen turno”, explicó.

“En Grandes Ligas los lanzadores son buenos, claro. Pero hay mucha información con la que uno puede hacer que batear ante ellos sea más fácil. Hay muchas cosas que uno puede utilizar. Así que estamos bien y mejorando”, agregó.

Otro motivo que tiene ‘pompeao’ a Díaz es que entrará al exclusivo club de los peloteros que pueden jugar béisbol de las Mayores ante sus compatriotas cuando sus Marlins vengan a la Isla para medirse con los Mets de Nueva York entre el 28 y el 30 de abril en el Estadio Hiram Bithorn.

“Eso es algo que me tiene súper contento y ‘pompeao’, el tener la oportunidad de jugar ante mi gente. Cuando salió en las noticias me empezaron a llegar mensajes de mucha gente hablándome de eso y diciéndome que estaban listos para ir a los juegos va a ser algo increíble”, sostuvo.

“He hablado con algunos de mis compañeros y algunos nunca han ido a Puerto Rico, por lo que ya estamos planificando lo que haremos en el tiempo libre. Yo ya estoy ready y le doy gracias al señor por la oportunidad de ir para allá”, finalizó.

Fuente: Primera Hora / 5 de marzo 2020

Deja un comentario

17 + seis =