Hábitos Saludables para el Trabajo Remoto

Ante el gran desafío que representa el trabajo remoto adoptado por las empresas, en medio del distanciamiento social decretado por el gobierno para detener la propagación del coronavirus, la firma líder en consultoría, gestión de riesgos y seguros, Marsh Saldaña, recomendó prestar atención a la salud mental, los hábitos alimenticios, y el equilibrio entre las tareas laborales y el tiempo familiar.

Este nuevo escenario, donde muchas organizaciones han optado por mantener las operaciones a través del trabajo en casa, a fin de contribuir a la preservación de la salud, presenta para los trabajadores cambios en sus funciones y vida cotidiana. En esta nueva realidad, hay aspectos, como los antes mencionados, a los que no se puede restar importancia por el impacto que podría causar.

Para poder sobrellevar tan atípicos momentos, Marsh Saldaña, a través de su área dedicada a seguros individuales y beneficios para empleados, sugirió a los ciudadanos enfocarse en los aspectos de convivencia que se manifiestan durante la estadía en casa:

Trabajo remoto 

· Crear un ambiente con condiciones para trabajar: Aunque no cuentes con todos los equipos de la oficina, es importante buscar las herramientas para lograr tener un espacio de trabajo. Por ejemplo, trabajar en una silla cómoda y evitar los sofás o sillas muy suaves, para tener el soporte adecuado para nuestro cuerpo durante la jornada diaria.

· Presta atención a los pequeños detalles: Es necesario cuidar de la iluminación del espacio. Lo ideal es contar con un ambiente con suficiente luz natural. Asimismo, colocar la pantalla de la computadora a una altura correcta para evitar posibles dolores de cuello. También, en la medida de lo posible, usar un mouse externo, si se usa una computadora portátil, y colocar objetos, como el teléfono y documentos impresos de trabajo, cerca del cuerpo. Esto ayudará minimizar el riesgo de sobre esfuerzo o sobre estiramiento.

· Cuidado con los equipos electrónicos: Como estamos utilizando un nuevo espacio, muchas veces olvidamos, la ubicación de los cables y extensiones eléctricas que podrían provocar un accidente o una caída.

· Recuerda hacer pausas activas al menos cada hora: Con esta modalidad, es posible que permanezcamos mucho tiempo sentados en la misma posición. Por eso, se recomienda hacer estiramientos que ayudarán a disminuir el estrés en la parte baja de la espalda y las piernas, que se acumulan al estar sentado.

· Establece horarios fijos: Tal como si estuvieras visitando a diario tu oficina, establece tiempos de trabajo con tu jefe, y evita caer en el error de trabajar de más o hasta muy tarde en la noche. Esto puede generarte una fatiga física y mental que desencadena enfermedades asociadas, así como un daño en la forma en la que te relacionas con tu familia y amigos.

Salud emocional 

· Identifica tus emociones: Ante avalancha de información y limitaciones, podemos sentirnos abrumados y ansiosos. Es por eso, que, al reconocer lo que estas sintiendo, también podrás encontrar ideas y estrategias para evitar que te afecten a gran medida.

· Busca actividades de entretenimiento: Si bien es cierto que muchas de las personas deben continuar cumpliendo con sus responsabilidades de manera remota, es necesario buscar un espacio para compartir con quienes nos acompañan y despejar nuestras mentes. Puede ser desde juegos de mesa hasta una larga conversación sobre lindos recuerdos.

· Conéctate virtualmente con tus seres queridos: Puedes hacerlo por una llamada telefónica o utilizando aplicaciones de video. Esto, además de mantenerte en contacto con tus familiares y amigos, te permitirá conocer sobre su estado de salud.

Cuidado personal 

· Aliméntate bien y de manera saludable: Evita visitar la nevera con frecuencia, establece tus horarios de comidas (desayuno, almuerzo y cena) y opta por meriendas saludables.

· Espacio familiar: Para quienes tienen niños en casa, es importante trazar horarios para ayudarles con sus tareas durante tu jornada laboral. Entreténlos leyendo un libro o simulando que están trabajando junto a ti.

· Ocúpate de ti mismo: Recuerda no abandonar tus hábitos como tomar una ducha en la mañana, vestirte bien y meditar un poco, lo cual te permitirá mantener una rutina saludable, que te ayude a empezar el día con positivismo.

“Estos días han representado grandes desafíos, pero con las herramientas indicadas y la actitud correcta podremos encontrar el aprendizaje a estos momentos de crecimiento en todas las áreas de nuestras vidas”, indicó Oscar Ramos, líder del Segmento Beneficios para empleados en Puerto Rico, quien también señaló la importancia de mantener una comunicación cercana con los colaboradores acerca de su plan de beneficios y las coberturas a las que tienen acceso desde sus planes de salud.

Fuente: Primera Hora / 2 de abril 2020

Deja un comentario

catorce + 9 =